Oxfam_intermon_portada Oxfam_intermon_portada

Otra consecuencia de la crisis en Ucrania es que va a acrecentar el riesgo extremo de hambre en África

22 marzo 2022

Otra consecuencia de la crisis en Ucrania es que va a acrecentar el riesgo extremo de hambre en África

22 marzo 2022
Oxfam_intermon_portada
Una mujer camina cargando un bidón de agua en la Comunidad de Eilmidgan, en Somalia, donde Oxfam Intermón ha instado una planta de desalinización de agua.
  • Palabras
    Traf Magazine

  • Imágenes
    Pablo Tosco/Intermón Oxfam

  • Compartir
La crisis en Ucrania tendrá nuevas y catastróficas consecuencias puesto que está provocando un incremento de los ya de por sí elevados precios de los alimentos y las materias primas, por encima de lo que los gobiernos de África Oriental pueden permitirse.

Los incrementos en los precios de los alimentos y las materias primas a nivel global derivados de la pandemia de COVID-19 ya estaban socavando las opciones disponibles para los Gobiernos africanos, fuertemente endeudados, a la hora de afrontar la situación de hambre masiva que afecta a sus ciudadanas y ciudadanos. La crisis en Ucrania tendrá nuevas y catastróficas consecuencias puesto que está provocando un incremento de los ya de por sí elevados precios de los alimentos y las materias primas, por encima de lo que los gobiernos de África Oriental pueden permitirse.

Tal como denuncia la organización no gubernamental de cooperación para el desarrollo, Oxfam Intermón, con la atención centrada en la crisis en Ucrania, existe un peligro real de que la comunidad internacional no responda de forma adecuada a la crisis alimentaria que afecta a la región de África oriental hasta que sea demasiado tarde.

Se precisa de una movilización masiva de la ayuda humanitaria internacional para salvar a los 21 millones de personas en los países de África Oriental que ya se encuentran en una situación de hambre crítica debido a los conflictos, las inundaciones y una larga sequía que dura ya dos años y que no tiene precedentes en los últimos 40, indican desde Oxfam Intermón.

"Debido a las sequías, muchos de nuestros burros han muerto y los que quedan están demasiado débiles para tirar de los carros", relata Ahmed Mohamud Omar, de 70 años, pastor en la provincia de Wajir, en Kenia. "Tampoco puedo conducir mi único tuktuk porque no puedo permitirme el combustible. Ya no me quedan tampoco camellos ni cabras. No dejo de pensar en qué comerá mi familia, dónde obtendré la próxima comida o si podré conseguir el bidón de agua diario".

Estos países importan hasta el 90% de su trigo de Ucrania y Rusia. Conforme el conflicto comienza a afectar al comercio mundial de cereales, petróleo y fertilizantes, así como al transporte, los precios de los alimentos han comenzado a incrementarse de forma desorbitada. La pasada semana alcanzaron un máximo histórico. En Somalia, los cereales y granos básicos incrementaron su precio más del doble con respecto al año anterior.

"En mis 40 años de vida, nunca había visto una situación igual en Akobo", dice por su parte Nyadang Martha, de Akobo, de Sudán del Sur. "Durante los últimos cuatro años, todo han sido inundaciones, sequías, hambruna, violencia o COVID-19. Esto ya es demasiado... estoy agotada. Si esta situación continúa, no creo que mis niñas lleguen a adultas".

A pesar de las alarmantes necesidades, la financiación de las respuestas humanitarias es tristemente escasa, denuncian desde Oxfam. Hasta la fecha, tan solo se ha recaudado el 3% de los 6.000 millones de dólares del llamamiento humanitario de las Naciones Unidas para 2022 para Etiopía, Somalia y Sudán del Sur. También hasta la fecha, Kenia tan solo ha obtenido el 11% de los fondos solicitados a través del llamamiento de emergencia de las Naciones Unidas.

"La región de África Oriental padece una crisis de hambre alarmante. Algunas zonas de Etiopía, Kenia, Somalia, Sudán del Sur y otros países se enfrentan a una catástrofe a gran escala. Incluso si este mes hay precipitaciones suficientes, una recuperación total será prácticamente imposible a menos que se adopten medidas urgentes de forma inmediata", señala Franc Cortada, director general de Oxfam Intermón.

Comentarios

¿Y tú qué piensas?

Sin comentarios todavía.

Tu dirección de email no será publicada. Todos los campos son requeridos (*). Ingrese un email válido.

Los comentarios son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí

Continuar leyendo
Artículos Relacionados
Ultimos Articulos

Suscríbete a Nuestro Boletín

Suscribir